Ya no es ningún secreto que dos de cada tres adultos sufren de sobrepeso u obesidad. La pregunta es, ¿por qué es tan difícil bajar de peso? Resulta que no hay una respuesta simple. Comienza con una combinación de genes y el medio ambiente en el que vivimos hoy en día. Hace poco más de medio siglo, tenías que encontrar tiempo para preparar el desayuno, el almuerzo y la cena desde cero. Los bocadillos eran difíciles de encontrar. Y los tamaños de las porciones eran generalmente más pequeñas. Pues ya no.

Hoy en día tenemos menos oportunidades para mantenernos físicamente activos, convivimos con el estrés y nuestras horas de sueño no son las óptimas, sumemos a eso que ciertos medicamentos pueden empeorar aún más el problema al aumentar las señales de hambre. Y una vez que tienes unos kilos extra, tu cuerpo quiere mantener ese nuevo peso, por lo que es difícil bajar de nuevo y mantenerse así a largo plazo.

Es hora de dejar de culparte a ti mismo y empezar a tomar medidas. Perder peso no sólo requiere fuerza de voluntad, requiere de conocimiento y habilidad.

El sobrepeso y la obesidad son afecciones complejas con muchas causas diferentes que requieren una amplia gama de planes de tratamiento. Para muchas personas, una sola estrategia puede NO ser suficiente. Sin embargo, este no es el mensaje que escuchamos en los medios de comunicación, y quizá tampoco es el mensaje que entendemos gracias a nuestra búsqueda de soluciones inmediatas, estamos inundados de información acerca de cómo bajar de peso, con una sola pastilla, o con un solo producto, y es muy probable que aferrarse a una sola estrategia no sea saludable.

Un enfoque basado en una sola estrategia para bajar de peso puede resolver el problema por un corto plazo, pero sin una solución duradera.

Alcanzar tu objetivo es solo la primera parte del camino. Tal vez los enfoques que intentaste en el pasado no eran adecuados para ti, o tal vez no estabas listo para hacer el compromiso necesario. Es hora de empezar de nuevo. El primer paso es ser cada vez más consciente de sus patrones de comportamiento. Ahora toca aprender a cambiar esos patrones.

Se trata de cultivar un estilo de vida saludable, desarrollar formas positivas de lidiar con los alimentos y establecer metas realistas y alcanzables para ayudarte a salir de esa tormenta y más ligero, más saludable y lleno de energía.

La idea es que entendamos que es un conjunto de estrategias enfocadas en alcanzar esa meta y mantenerse, los controles son tan importantes como la primera consulta, te sirven para ajustar el curso de la curva del peso y recordarte que debes estar alerta, visita a tu endocrinólogo pídele ayuda antes de probar algún producto que viste en internet, infórmate claro pero consulta con el especialista, te aseguro que vale la pena.